Emprender con método.

No, no podemos montar una empresa a ojo. No podemos improvisar, tirarnos a la piscina sin más. Hay que saber si el agua está fría, caliente o, al menos, si la hay. Puede que funcione pero lo más probable es el batacazo.

Necesitamos un método, una metodología de emprendimiento, una hoja de ruta que deje muy claro a dónde vamos y cómo pensamos llegar hasta allí. Y si estamos en las condiciones físicas y mentales para hacerlo…. No, no es un tema baladí. Si no nos conocemos a nosotros mismos, si no analizamos nuestras características podemos acabar metidos en un fregado del que nos puede ser muy complicado salir. Si montas una empresa, cerrarla no es como el que se despide de un trabajo: quince días y adiós muy buenas.

Por tanto, antes de emprender hay que pensárselo y, si se decide emprender hay que pensarlo. Emprender es cuestión de actitud y de aptitud. Aquí tienes una aproximación a las aptitudes y aquí un test para medir tus actitudes. No te lo tomes al pie de la letra pero alguna idea te dará de por donde van los tiros, tus tiros.

En ese proceso de decisión, quizá, podemos ayudarte 😉

La imagen es de nervousbreakdown en Flickr.
Anuncios

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s