El futuro es híbrido, ni digital ni analógico.

No siempre lo que es obvio se hace evidente. Cierta inercia nos lleva a pensar en un futuro digital, y nos animamos tanto que acabamos concluyendo que SOLO será digital.

Dos posts recientes, de Enrique Dans y de Jose A. del Moral,  “La batalla por la capilaridad logística” y “Comunidades y Cemento“, me han recordado el concepto de futuro híbrido.

Surge de una analogía. Te cuento. Fue en Menorca donde oí hablar de “Administración híbrida“, en unas jornadas de Administración Digital. Mientras todos pensábamos en un futuro SOLO digital, alguien, algunos, recordaron que durante muchos años sobrevivirían expedientes de papel con expedientes digitales. Pues nada, a pasar del monóculo al binóculo para mirar hacia el futuro.

Lo recordé cuando leí la reflexión de José Antonio.:

Bien por falta de tráfico o por el ocaso de la publicidad online, lo cierto es que muchas comunidades de la Red no terminan de funcionar como negocios. Así que algunas han decidido reinventarse regresando a sus orígenes, que evidentemente estaban más en las calles de las ciudades que en Internet.

Que enlazo con tu otro banco abriendo tiendas físicas ya en 2009:

ING Direct, el primer banco online de España, con casi 2 millones de clientes, abrirá de aquí a final de año 50 nuevas oficinas físicas para dar un servicio más amplio y mejor a sus clientes.

Item más. Enrique nos recuerda también los problemas de la distribución:

A medida que más y más personas utilizamos la red para hacer compras, la logística se convierte en un problema: las exigencias del usuario son ventanas bien delimitadas que no le obliguen a “estar de guardia” en su domicilio, lo que conlleva un esfuerzo que suele terminar en rutas ineficientes o en peticiones de hacerse cargo del paquete a porteros o vecinos.

Son “lucecitas”, sensores que nos inducen a la reflexión…  Nada nuevo, por otra parte. El batacazo ya nos lo dimos -unos más que otros- con la burbuja de las punto com

“…los principios de la Nueva Economía no eran tan distintos a los de la vieja, que era necesario que el dinero invertido en los start-ups se recuperase en un plazo razonable y que los modelos de negocios basados en el B2C subestimaron la complejidad y los costos de logística y distribución, y sobreestimaron algunos efectos de la economía en red de difícil comprobación empírica: la economía de la abundancia y la premisa de prestar servicios gratuitos porque la red recompensa la gratuidad.

Disquisiciones para llegar a la obvia evidencia: las cosas no son en blanco y negro sino en una rica escala de grises, incluso en una abundante paleta de colores…. Prepárate, por tanto, para un futuro híbrido: ni on line ni off line sino blended line.

Y, a todo eso, me vienen a la cabeza algunos “modelos” de eLearning pero eso ya lo dejaremos para otro post…

P.D.: Nada, que nos reencontramos una vez más. Gracias por leerme, hasta ahora y a partir de ahora, en este nuestro blog que inicia hoy una nueva etapa.
IMAGEN: Reloj CASIO en AMAZON.
Anuncios

4 pensamientos en “El futuro es híbrido, ni digital ni analógico.

  1. Es normal pensar en blanoc y negro.Como cuando en las empresas quieren crear una “cultura nueva” o las revoluciones querían abolir el pasado por decreto. Incluso cuando llegó el automóvil, durante décadas convivieron tracción mecánica y tracción animal. Lo que se acuña como “nuevo” convive con lo antiguo y ambos se retroalimentan, pugnan, cooperan, negocian y pelean. Al final, una gestión del cambio eficaz construye sobre “lo antiguo”, lo integra e incorpora “la resistencia”, no la elimina.

    • Interesantes los elementos que aportas para la reflexión, Carlos.
      Abundando en ello, me da la impresión de que con la generalización del uso del automóvil alguien pensó en la muerte de la moto o de la bicicleta, propios del que “no podia” comprarse un coche. Supongo que forma parte de la condición humana pensar que “lo nuevo” se comerá “lo viejo”. Al final vemos que no es así: hay sitio, y necesidades, para todos los elementos; nuevos modelos de negocio para caballos, bicicletas, motos…

  2. Esto es lo que también convive hoy día. Lo nuevo, mucha gente en las redes sociales “trabajando” gratis con tal de hacerse una “reputación online”. Lo viejo, personas muy reputadas que no participan activamente de las redes sociales, ni falta alguna que les hace. si quieren algo de mi ya saben dónde encontrarme, dicen, sin faltar a la verdad.

    • Evidentemente, Fran, se puede vivir sin Internet pero es renunciar a posibilidades y, supongo, cada vez será más incómodo.

      Leía hace pocos días el dato de que 3 de cada 10 europeos “pasan” de Internet. Bueno, ellos sabran. Parece que hay una brecha generacional que solucionara la biología. Es poco probable que un menor de 20 años pase de Internet; el uso que haga sería otra cuestión.

      Sobre lo que sí quería llamar la atención en este post es sobre proyectos nacidos en Internet y para Internet que, al final, se plantean necesidades “físicas”… Es decir, mundos paralelos -digital y analògico- que tienen a cruzarse y/o complementarse.

      Lo que dices, Fran, de las redes sociales, la reputación y tal. Un reflexión, genérica por supuesto: si no estás no existes o, peor, existes segun lo que otros dicen de ti y que puede ser malo o bueno, aunque tu lo ignores…

      Gracias, Fran, por tu aportación a “la conversación” 😉

Deja tu comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s