…y Habitissimo cumplió cuatro años.

Intenté que la disciplina no me impidiese ver el bosque y, ya ves, pasan las semanas y no acudo a la cita contigo en el blog 😦

Hoy saltó la chispa, quiero contarlo. Día intenso el viernes. Venía de una tarde del jueves empoderando en competencias digitales a empresarios para crear, con Google +, la Comunidad del GE Business Club. El viernes empezo perdiéndome, y lo siento, el desayuno de Lilian Goberna porque tuve que cerrar los últimos flecos de unos cursos. Pude enlazar a tiempo para la comida del Foro RRHH IB, donde siempre te encuentras con gente interessante como Donna Pace, con quien tuve el placer de intercambiar puntos de vista sin hablar en ningún momento de sombreros de colores 😉 para acabar en la fiesta de Habitissimo. Y de eso es de lo que te quería hablar.

Habitissimo cumple 4 años de éxitos. Es más, como decían en Teknautas, “Internet sale al rescate del ladrillo español a través de Habitissimo“. Ahí es nada: mira su evolución que hace realidad la frase de @jordiber recogida por@verorossello. Es decir, que SÍ SE PUEDE 😉

Habitissimo es una empresa diferente, que un día, si no lo es ya, será case study en las escuelas de negocios. Al tiempo. Mientras tanto, no los pierdas de vista, que seguro que nos siguen sorprendiendo 🙂

Ah!, y feliz coincidencia en la fiesta con Suki que nos autorizó para usar sus fotos en copyleft  para los materiales didácticos de Agencia de Aprendizaje. Gracias 🙂

Avanzar a lomos de dromedarios….

camellos

Esta mañana he estado, una vez más, en un desayuno de la Cámara, via Dskonsulting y, esta vez, también Lilian Goberna. La ponencia, una vez más, interesante; aquí la crónica oficial.

De lo mucho interesante que nos ha contado Alejandro Szilágyi, me quedo con una obviedad que, a menudo, por obvia, olvidamos: hay que dar un paso atrás para tomar impulso. Fíjate en los lomos de dromedario -o camello- del gráfico: así se asciende.

La evolución no es linealmente ascendente sino que cada cambio supone una adaptación, una incertidumbre, una dificultad… una implementación. Es decir, reducimos velocidad para después poder ir más rápido. Y añado yo: no pararse a pensar, no pararse a reflexionar, no pararse a afiliar el hacha; en definitiva, a echar gasolina puede implicar que no lleguemos a nuestro destino.

Así pues, toma impulso si quieres llegar más lejos 😉

Sostiene “El País” (Hablando de emprendedores)

BALEARES

La salud del emprendedor

El portal de las islas es balearsempren.com. La novedad es el test del emprendedor, con 20 preguntas. La 19 es muy concisa: “¿Tiene buena salud?”. La actividad en marcha es el evento “Yo soy Juan Palomo” para jóvenes organizado por las confederaciones empresariales.

EL PAÍS, 23 MAR 2013 – 18:36 CET

¿Seguro?

Ahora díme que el pequeño comercio está muerto…

El sábado estuve en el Mercat de Santa Catalina. Me gustan los mercados municipales porque implican coworking, cobusiness, coopetencia… y también porque suponen diversidad frente a las grandes cadenas de distribución.

Siempre descubres cosas que te llaman la atención: puestos que se reinventan, gente que apuesta por el futuro con ideas y con ganas. Y modelos de gestión de te sorprenden. Casos como el de Can Frau (el bar casi sin mesas en el que la gente -mucha- come de pie) que triunfan sin publicidad, sin web, sin community manager…

No, no es una provocación. Es una reflexión, algo así como lo que decía Toni Nadal el otro día: “no es el flechero, es el indio”. ¿O es otra cosa?. Caso de que Toni Nadal tenga razón, ya estamos tardando en mejorar la formación de los indios…